Regional

Zapotlanejo produce mucho, pero mal pagado

Puras pérdidas

• Y luego llegaron grandes maquiladores que cobran lo que les den

Por Daniel Ontiveros

En Zapotlanejo existe mucho trabajo, pero los bajos precios están ahorcando a los pequeños talleres, y han tenido que ajustarse a lo que hay.

La mayoría de los talleres que confeccionan ropa en el municipio son pequeñas empresas familiares, donde las mujeres han optado por convertir en empresa su casa. Compran máquinas y hacen un espacio para ponerse a “maquilar”, y contratan a las vecinas para confeccionar.

Pero la mayor queja de estos micro negocios es que el pago por prenda desde hace más de 10 años no ha variado mucho, incluso se paga menos el precio por prenda fabricada, y es tan variada la cantidad de dinero que se paga, que lo único seguro para generar algo de utilidad es producir lo más posible en el menor tiempo.

En fechas recientes han entrado talleres foráneos buscando nuevos clientes en Zapotlanejo, que no exigen mayores precios y tienen una estrategia que no han logrado encontrar los pequeños talleres: entregar a tiempo y en forma, y al precio que les establezcan, sin negociar, porque ellos ganan por volumen y tienen un ejército de empleados listos para producir.

Los maquiladores locales han intentado sentarse con las empresas que les mandan a hacer las prendas para que les paguen lo que ellos consideran justo, pero no han conseguido nada, porque en estos momentos existe mucha oferta de maquila.

El panorama ha dado un giro muy brusco, se pasó de ser un punto donde entraba la ropa directamente de China ya fabricada, e incluso etiquetada para la venta, y Zapotlanejo se está convirtiendo en un centro maquilador de grandes marcas de tiendas departamentales.

La presión sobre los precios viene desde el cliente inicial, quien demanda mucha producción que paga barata, y a las empresas no les queda más tomar la opción menos mala, lo que repercute en los pequeños maquiladores a los que también se les debe pagar poco.

En resumen, China es un fuerte competidor en proveer materia prima barata, prendas terminadas baratas. Zapotlanejo está volviendo a renacer como un centro de producción del vestir, pero se está dejando a un lado la calidad para ajustarse al precio que se paga en todos los que intervienen en la cadena de producción.

Se está jugando a algo muy riesgoso, producir mucho dejando a un lado la calidad.

Anuncios

Categorías:Regional

Tagged as:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s